Tradicionalmente se ha asignado este rol a la mujer en el hogar, siendo el hombre el encargado de generar los recursos para la subsistencia de la unidad familiar. Sin embargo, los cambios sociales experimentados en las últimas décadas ya no circunscriben a la mujer al papel de la gestión de los ingresos, sino que, en muchos casos, ellas también aportan de manera significativa en la obtención de los mismos.

Llama la atención por tanto que, aunque la mujer es una parte importante en la economía familiar, continúe en muchos casos siendo la encargada de administrar el dinero en el hogar. ¿Es una cuestión relacionada con la tradición o verdaderamente se asigna esta tarea a la mujer porque está mejor capacitada?

mujer administradora

Con respecto a la capacidad de las mujeres para administrar, no hay estudios que demuestren de forma concluyente que el sexo femenino está mejor dotado para esta tarea. Sin embargo, sí que está comprobado que ellas tienen más facilidad para desarrollar multitareas, mientras los hombres se dispersan y pierden eficacia cuando no están concentrados en la realización de alguna de ellas de manera exclusiva.

Podría pensarse que, si la sociedad considera mejor capacitada a la mujer para las tareas de administración, esto se vería reflejado tanto en el mundo empresarial como en la política, pero, paradójicamente, no es así.

La presencia de mujeres en puestos directivos o en posiciones de responsabilidad dentro del ámbito público todavía está lejos de estar a la par con el hombre. Por alguna razón se entiende que, en el ámbito microeconómico, ellas son las administradoras idóneas, pero que cuando esa responsabilidad se traslada a la empresa o la administración pública, existen otros factores a tener en cuenta que inclinan la balanza hacia el hombre.

Y no será porque las mujeres no sean capaces de asumir retos complicados. En un gran número de familias de escasos recursos, las mujeres se ven obligadas a realizar verdaderos malabarismos para cuadrar el presupuesto del hogar, sin que la mayoría de veces tengan margen para solucionar posibles imprevistos que puedan surgir.

En este tipo de situaciones, y por muchas habilidades administrativas que tengan las féminas, poco hay que puedan hacer más allá de solicitar un microcrédito a empresas como Prestamosahora.es, que conceden con requisitos muy flexibles, pequeñas cantidades de dinero a devolver hasta en un máximo de 30 días.

http://www.revistapem.org/wp-content/uploads/2017/03/mujer-administradora.jpghttp://www.revistapem.org/wp-content/uploads/2017/03/mujer-administradora-150x150.jpgadminEconomía  Tradicionalmente se ha asignado este rol a la mujer en el hogar, siendo el hombre el encargado de generar los recursos para la subsistencia de la unidad familiar. Sin embargo, los cambios sociales experimentados en las últimas décadas ya no circunscriben a la mujer al papel de la gestión...Revista PEM para las mujeres, con la información más interesante de la red